Niños prematuros, el deseo de ir a casa

Aunque el anhelo más grande de una madre que da a luz es tener entre sus brazos a su recién nacido y poder llevarlo a casa, no siempre se da de esa manera, pues muchos de los pequeños nacen en condición de prematuridad y enfermedad.

El estado del bebé, muchas veces en extremo delicada, obliga a que estos niños sean internados en el Servicio de Neonatología con el propósito de que puedan fortalecerse y que su organismo les permita valerse por sí mismos.

En el Hospital del Niño Dr. José Renán Esquivel existe un equipo multidisciplinario de especialistas en el cuidado de la salud de estos pacientes con el objetivo de garantizar la atención y supervivencia de cada uno de ellos.

Solo basta con entrar unos breves minutos a la Servicio de Neonatología para que puedas encontrar no solo a médicos y enfermeras, sino también a fonoaudiólogos, terapistas respiratorio, estimuladoras tempranas, entre otros especialistas.

El espacio no es amplio, pero siempre está a su máxima capacidad, allí están los pequeños en sus incubadoras y bacinetes en medio de cables, sondas y  ventiladores artificiales.

También están las madres y los padres, unos con mejor semblante que otros, pero todos con el mismo deseo de que sus pequeños superen este episodio y pueden ir a casa.

Miedos e inseguridades

Al momento de que el médico decide el alta médica del paciente, los padres suelen enfrentarse a una serie de emociones, sin embargo, la  alegría y el miedo son dos de las más frecuentes.

Aunque es muy seguro que estos padres haya permanecido días, semanas y hasta meses esperando el momento de llevarse a su bebé a casa, tener que alejarlos de las manos de los profesionales les genera inseguridad, no obstante, existen una serie de criterios médicos que determinan que el niño puede ir a su hogar.

La decisión es tomada en base a criterios fisiológicos; como ejemplo, la termorregulación, estabilidad respiratoria y la capacidad para que el bebé pueda realizar alimentación oral, así mismo se toma en cuenta la capacitación ofrecida a los padres para el cuidado de sus hijos.

Factores de riesgo

Por otro lado, es importante recordar a la comunidad en general que el 80% de los casos en el que los niños nacen de forma prematura pudieron haberse evitado durante el periodo gestacional a través de los controles prenatales, así como el conocimiento de las situaciones de riesgo que llevan a esta condición.

Y es que el problema de la prematuridad vine ligado a muchas causas, pero la principal de ellas, es no tener acceso a los servicios de salud y factores sociales como la pobreza.

Otros factores que también pueden influir en que un niño nazca de forma prematura son: haber tenido partos prematuros previos, un embarazo gemelar (de gemelos), contracciones antes de tiempo, pérdida de sangre después del quinto mes, infecciones urinarias, vaginales u odontológicas.

Los accidentes, las situaciones de violencia durante el embarazo, la inadecuada nutrición y el consumo de tabaco y sustancias tóxicas, también son agentes de riesgo que incluso pueden llevar a un desenlace fatal para el menor y sus familiares.

Día Mundial del Prematuro

En el marco del Día Mundial del Prematuro –que se conmemoró el 17 de noviembre- el Hospital del Niño se sumó a la campaña denominada “Semana del Prematuro” que es impulsada por el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia.

Con el lema “Neonato libre de estrés durante su hospitalización”, que hace referencia a las condiciones óptimas para el desarrollo neuronal del bebé prematuro, se han realizado a lo largo de toda esta semana una serie de actividades virtuales dirigida a los padres que tienen a sus pequeños hospitalizados, de tal manera que tengan herramientas que les permita contribuir con el cuidado de sus hijos e hijas.

Así mismo, se llevaron a cabo jornadas docentes para el personal con el propósito de fortalecer sus conocimientos y habilidades en temas como neuordesarrollo, factores de riesgo y reanimación neonatal.

Las actividades concluyeron este viernes con un seminario presencial dirigido a enfermeras y técnicas de enfermería de nuestra institución.